Seguidores

jueves, 17 de julio de 2008

No hacer nada

El gobierno NO debe intervenir tanto en el caso Martinsa como en la huelga de De Juana. Bueno, en realidad no debería intervenir en nada, sobre todo éste.

  • Martinsa: si el señor Martín se creyó que esto era jauja y que nunca iba a pegar el pedo y no consideró un entorno distinto al de los últimos años, no es problema de los demás. El gobierno no debe hacer nada por salvarla, no hay que salvar a ninguna empresa y menos si demuestra esta debilidad. Ni comprar suelo ni nada por estilo, eso es esconder una ayuda estatal. En tiempos de crisis se ponen a las empresas en su lugar: las fuertes y previsoras aguantan como pueden el chaparrón, las débiles deben caer. Es como el cuento de la cigarra y la hormiga.
Recomiendo este artículo de Pedro Juan Viladrich para entender cómo se las han gastado estos años los empresarios de inmobiliarias y constructoras.
  • Huelga trampa: si el "señor" De Juana ha decido hacer su particular operación bikini, es cosa suya. Pero que este cabrón diga que quiere volver a comer jamon york y yogur para que no le quiten la casa, es el colmo. Lo que ha hecho con su casa es un alzamiento de bienes y lo otro un chantaje que si el gobierno tiene lo que hay que tener se lo debe pasar por sus partes y proceder como debe. No tiene una tregua a la que deberse y no tiene al entorno proetarra amenazándole con lío si deja que muera... además, ya sabe que las huelgas de hambre son como las treguas: pura trampa. Claro que sigue comiendo, pero jamón york y yogures. Ya no debe picar. Como dicen por ahí en un comentario: apliquen Eutanasia con De Juana, así no sufrirá por no comer. Si quiere morir, ayudémosle.

Laissez Passer

2 comentarios:

braincrapped dijo...

Me sigue impresionando lo aborregada que está la sociedad española ¡No reacciona ni a base de palos!

huelga general dijo...

http://huelgageneral2008.blogspot.com/