Seguidores

domingo, 3 de mayo de 2009

Un mediocre Madrid sale goleado del clásico


Ayer vimos un ridículo de un equipo glorioso como es el de el Real Madrid. Vimos a un equipo que no sabía jugar, que no sabía enlazar una jugada digna, ni cuatro pases seguidos y mucho menos intentar un pase de tres metros. Enfrente tenían a un equipo que era como el día y la noche, jugaban, tocaban, se movían, parecían imparables, se permitían florituras en el área madridista, lo querían hacer bonito y pese a mi rechazo total al Barcelona, lo hacían muy bonito.

El Madrid empezó bastante bien el partido, en los primeros quince minutos no sólo había metido un bonito gol hecho por Higuaín a pase de Ramos, sino que obligaba al Barça a hacer un juego para el que no estaba preparado: el patadón. Cada jugada del Barcelona terminaba igual: el fuera de juego. Pero fue llegar el gol del Madrid y éste dejó de existir, se pensarían que ya estaba todo hecho, que no habría hacer mucha presión arriba y adelantar la defensa con criterio, olvidándose de que quedaban 75 minutos. Pensaban que la liga en el bolsillo, pero no... El barça les dió una lección en todo de cómo llevar un partido.

75 minutos que fueron del Barcelona sin ninguna discusión. En términos que diría Boluda, el Barça chorreó al Madrid como quiso. Paraecía manejar los tiempos del partido desde que el Madrid anotó el primer gol de la tarde. Poco después, Henry metió su golito y, en ese momento, lo que aconteció fue una borrachera de goles del Barcelona y un Madrid mediocre. La mediocridad es lo que mejor define a este equipo. Parecía que el 2-3 iba a traer algo de esperanza, pero inmediatamente después el barcelona dió otro zarpazo.

Y el resultado final fue de 2-6... un resultado del que se hablará mucho tiempo porque es histórico. Los jugadores del Madrid no estuvieron a la altura, pero quizás habría que mirar al cuerpo técnico que se encarga de fichar. ¿Por qué el Barcelona, aún teniendo la misma estructura del equipo fracasado del pasdo año hizo los fichajes adecuados que le dieron un salto de calidad sobre todo con Alves y el Madrid sólo fichó a ese paquete que se llama Van der Vaart? En fin, que venga Florentino y que deje fichar a alguien que sepa. Menos Ronaldo y más Silva, Villa, Ribery, Xabi Alonso y Cesc. Ójala viniese todo ese grupo. El Madrid jugaría a otra cosa.

Todos aquellos que nos lo creímos con el Getafe simplemente estábamos soñando. El Barcelona es mucho Barcelona.


4 comentarios:

Jesús García dijo...

Fue un gran espectáculo.
No queda más que rendirse ante el Barcelona y preparar la próxima temporada.
Tal vez con la llegada de "Flo" en Barcelona empiecen a temblar...
Un saludo.

Miguel A. dijo...

En Camp Barça Gaspar ya avisó de que Florentino le hizo la vida imposible... veremos.

No queda otra que rendirse al Barça, aunque yo, del Depor xD.

Alberto Esteban dijo...

Ya vendrán tiempos mejores...¿no?

Saludos

Natalia Pastor dijo...

Cuando el árbitro pitó el final,mi marido no se movió de su asiento, y mientras la gente desfilaba por los vomitorios cabizbaja,él tenía la mirada perdida en un punto misterioso del césped.
Con todo, lo que más desolación me dejó para el resto de la noche,(ni siquiera cené), fue el llanto inconsolable de Felipe, un niño de doce años con síndrome de Down, que acompaña a su padre a todos los partidos.
Tenía los ojos arrasados de lágrimas, y entre hipidos y balbuceos,se abrazaba a su bufanda.